Seleccionar página

Una imagen de una tarta con fresas que, aunque matizadas por un filtro azulado, parecen de color rojo, se hizo viral en las redes sociales. Las ‘fresas de la discordia’ dividieron a los internautas en dos campos.

fresas rojas cons

“Las fresas parecen rojas, pero esta imagen no incluye píxeles rojos”, indicó el autor de esta insólita ilusión óptica, el psicólogo Akiyoshi Kitaoka, de la Universidad de Ritsumeikan, en Kioto (Japón).

Para demostrar que en la foto no hay ningún píxel rojo, algunos internautas han aislado los colores de la fresa a través de un editor gráfico y los han puesto a la derecha de la imagen. De esta manera fue como llegaron a la conclusión de que ninguno de ellos es colorado.

Pero, ¿cuál es la razón de este fenómeno? Según otro psicólogo, Matt Lieberman, se trata de una “gran demostración de la constancia del color”.

Así se denomina un fenómeno en el que el cerebro tiene la capacidad de mantener el mismo tono de color de los objetos en condiciones luminosas muy diferentes. El hecho es que nuestro cerebro registra el color de las cosas en la memoria y de tal modo rectifica el tono de la imagen.

Fuente: SputnikNews