Seleccionar página

Un equipo de investigadores del Allen Institute for Brain Science, liderado por Christof Koch, encontró una neurona gigante densamente envuelta alrededor del cerebro de un ratón y que conecta a los dos hemisferios, este descubrimiento podría finalmente explicar los orígenes de la conciencia.

claustro2

Utilizando técnicas de imagen el equipo detectó la neurona gigante emanando de una de las regiones más conectadas del cerebro, una pequeña región de la corteza cerebral llamada claustro, la cual se comunica con casi todas las regiones de la corteza para así lograr funciones cognitivas avanzadas como lo es el lenguaje, planes a largo plazo y actividades sensoriales como ver y escuchar. Los científicos creen que la neurona podría estar coordinando señales de diferentes áreas para crear pensamientos conscientes.

El claustro está tan densamente conectado a partes cruciales del cerebro, que Francis Crick de DNA doublé hélix fame, se refirió a éste como “el conductor de la conciencia” en un artículo escrito junto a Christof Koch en el 2015.

En el artículo se menciona que esa zona conecta toda nuestra percepción interna y externa junta en una sola experiencia, como si fuera un director conduciendo a su orquesta. Por lo que haber encontrado esta inmensa neurona emanando de dicha zona en un ratón es fascinante.

Es importante notar que a pesar de la aparición de esta neurona en la zona del claustro, no significa que la hipótesis de Koch acerca de la conciencia sea correcta, aún falta un largo camino para probarla, ya que estas neuronas solo han sido detectadas en ratones, por lo que es necesario investigar más para saber qué significa esto para los humanos.

A pesar de esto, este descubrimiento puede ser una pieza más en el rompecabezas para poder descifrar esta enigmática zona del cerebro.

Fuente: Cerebro Digital