Seleccionar página

Entre la noche de este viernes y la madrugada del sábado 11 de febrero podrán apreciarse 3 diferentes fenómenos astronómicos: un eclipse de luna; la luna llena de febrero, también conocida como luna de nieve, y el paso del cometa 45P.

eclipse y cometa

El eclipse de luna ocurre cuando la Tierra se interpone entre la Luna y el Sol. En el caso de un eclipse luna penumbral, como el que se apreciará esta noche, ocurre cuando solo la sombra externa más difusa de la Tierra cae sobre la luna, causando una sombra más sutil que un eclipse parcial o total, cuando parte o toda la luna quedan ocultas.

El eclipse podrá ser observado en todos los continentes, a excepción del extremo oriente de Asia y Oceanía, según ha señalado la NASA. El eclipse comenzará a las 22:34 GMT (16:34 hora de Mëxico), con un máximo a las 00:44 GMT (18:44 hora de México) y terminará a las 02.53 GMT del sábado 11 de febrero (20:53 del viernes 10 de febrero hora de México).

El primer eclipse de 2017 coincide además con la luna llena de febrero, considerado a lo largo del tiempo como el mes más nevado en América del Norte. Por ello la “luna de nieve”, al ser la primera que se presenta en febrero, lleva ese título aunque en otros países también se le conoce como la “luna del lobo” o “luna de hambre”, pues era una época difícil para la caza por lo frío de la temporada.

Unas horas después de concluido el eclipse lunar, el cometa 45P, conocido también como el cometa de Año Nuevo, hará su máximo acercamiento a nuestro planeta desde 2011, en el cual llegará a estar a solo 0,08 unidades astronómicas -casi 12 millones de kilómetros- de la Tierra.

Será visible en el cielo de la mañana en la constelación de Hércules, antes de pasar por las constelaciones Corona Borealis (la Corona del Norte), Boötes (el Pastor), Canes Venatici y Ursa Major.

Así que esta noche no dejas de voltear al cielo y admirar las varias sorpresas que nos tiene reservadas.