Seleccionar página

El año entrante verá la aparición de un vehículo eléctrico que se podrá convertir en robot, a la manera de los dibujos animados que se popularizaron a media década de los años 80 del siglo pasado.

auto-robot

“Lo que cada quien haga con el producto es asunto del comprador”, dijo Yang Jin-ho presidente de Hankook Mirae Technology, desarrolladora del prototipo.

Empero adelantó que podría auxiliar en la descontaminación de la planta nuclear japonesa de Fukushima, que se accidentó tras el sismo y tsunami del 11 de marzo de 2011.

“Ya establecimos una subsidiaria en Japón”, precisó en sus declaraciones a la agencia Yonhap.

El prototipo del vehículo eléctrico convertible en robot se llamará “Mecha”, y será una versión avanzada de “Method 2”, el robot que camina manejado desde el interior de su torso por un ser huamno.

Method 2 recuerda a Robot Taekwon V, experto en artes marciales protagonista de una película aparecida en 1976.

Su fama le valió que la agencia de Naciones Unidas para los refugiados (ACNUR) lo designara embajador de buena voluntad para crear conciencia en ese tema y ayudar en la recaudación de fondos.

También recuerda a Mazinger Z, una serie japonesa de principios de la década de 1970 donde un robot gigante es tripulado por un humano para luchar contra el mal.

“Ambos personajes que estuvieron en mis fantasías infantiles, han inspirado a Method 2 y ahora a Mecha”, dijo Yang, nacido en 1971 y a la fecha de 45 años de edad.

Method 2 mide cuatro metros de alto, pesa una tonelada y media. Su torso es una cabina donde un piloto lo controla, de acuerdo al diseño de Vitaly Bulgarov, diseñador conceptual dedicado a la 3D que diseña robots para Hankook Mirae Technology.

Sus trabajos para la industria del entretenimiento incluyen a Dreamworks, Blizzard Entertainment, LucasFilm’s Industrial Light&Magic, Paramount Pictures, MGM y Skydance Productions, entre otros.

Yang reconoce que Method 2 camina con lentitud y sólo en una superficie lisa, pues no puede subir ninguna pendiente por suave que sea, sin embargo destaca que ninguna otra empresa en el mundo ha desarrollado un robot semejante.

El vehículo eléctrico que se podrá transformar en robot está previsto para 2017 y será del tipo deportivo gracias a un presupuesto de 16.6 millones de dólares para el prototipo.

(ntx)