Seleccionar página

En el mundo animal se dan peleas dignas de cualquier ring de box, donde el más fuerte y fiero se impone a su rival. Pero en esta ocasión, esta lucha solo despierta una gran ternura.

Los empleados del zoológico de Toronto le hicieron a Da Mao, uno de sus osos panda, un muñeco de nieve con motivo de la Navidad, el cual hizo las delicias del panda, quien no paraba de jugar con él hasta terminar destrozado por los golpes del animal.

Las imágenes fueron captadas por las cámaras de vigilancia del espacio de los pandas, y difundidas por el Zoológico.

Da Mao y Er Shun, el otro panda del zoológico, son de los animales favoritos de los visitantes desde su arribo a Toronto en el año 2013.

Según indica el zoo, los osos panda pasan sus días comiendo bambú y entretenidos con los diversos elementos que sus cuidadores crean cada día para simular las actividades y desafíos que encontrarían en estado silvestre.

Ambos pandas permanecerán en el zoológico de Toronto hasta 2018.