Seleccionar página

Diariamente, en la Ciudad de México, se producen cerca de 3.5 millones de toneladas de basura. Según datos de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT), el reciclaje en nuestro país alcanza un 6% de los residuos de vidrio y apenas un 4% en los plásticos. Sin embargo, algunas industrias han comenzado a implementar programas de reciclaje que no sólo las proyecten como Empresas Socialmente Responsables, sino que ayudan de forma real al medio ambiente.

empresas-verdes

Un programa de reciclaje integral hace que la empresa se involucre con la sociedad, con el medio ambiente y que mejore, a su vez, las condiciones de trabajo dentro de la misma. Los beneficios comparados con los costos son enormes, no sólo desde el punto de vista económico, también desde lo social.

Los proyectos de reciclaje en la empresa tienen distintos alcances. Los más completos se enfocan, mayoritariamente, en cumplir con las acciones designadas por el Centro Mexicano de la Filantropía (CEMEFI) para la certificación de una Empresa Socialmente Responsable.

Estas tareas se centran no sólo en la separación correcta y tratamiento de residuos sino también en la participación activa entre sociedad y un área y equipo designados, específicamente para este propósito. Los proyectos generalmente incluyen programas educativos, programas de capacitación, acciones de fomento ambiental con amplio involucramiento de la comunidad laboral, campañas de comunicación y promoción, entre otras.

De igual forma, empresas pequeñas y medianas que busquen ayudar al medio ambiente pero cuyo tamaño y capacidad no les permitan dedicar recursos a esos proyectos, pueden crear sus propios programas con objetivos y alcances de acuerdo a sus posibilidades. Así, en conjunto con sus integrantes, las empresas han dado un giro importante hacia un mejor planeta y una sociedad más participativa.