Seleccionar página

Hace dos años, la canadiense Heather Reed fue diagnosticada con el síndrome de Kleine-Levin, una rara enfermedad neurológica que afecta a sus portadores con somnolencia excesiva y periodos de sueño prolongado.

dormir-mucho

Su condición es doblemente grave debido a que, cinco años antes, Reed descubrió que sufría de encefalomielitis miálgica. Esa enfermedad, también conocida como síndrome de fatiga crónica, causa un cansancio persistente y dificultades cognitivas.

En general, Reed duerme cerca de 16 horas diarias, pero la combinación de las dos enfermedades puede hacer que la mujer llegue a dormir hasta 22 horas en un único día, informó Daily Mail.

La mujer, de 37 años de edad, reveló que la enfermedad ha acabado con su vida social y la ha hecho abandonar su empleo. Reed afirma que solía tener una vida activa y sana, pero ahora apenas puede salir de la cama debido a la “aplastante” y “abarcadora” fatiga que la cansa al punto de “doler físicamente”. La mayoría de los pacientes que sufren del síndrome de Kleine-Levin se recupera de esa condición en unos siete años. La esperanza de Reed es algún día poder manejar su enfermedad y volver a vivir una vida normal.

Fuente: SputnikNews