Seleccionar página

Los alimentos son una fuente fundamental de energía durante el día. Algunos de ellos te proporcionan energía para permanecer activo y otros te inducen el sueño. Descubre cuáles consumir en el desayuno y en la cena para equilibrar tu día.

carbohidratos-complejos

Aunque puede haber diversas causas de apatía, cansancio y fatiga, una de ellas está en la alimentación. Los productos como el huevo, la carne, el pollo y el pescado, contienen un aminoácido llamado tirosina que eliminan esas sensaciones.

La tirosina tiene un efecto antiestrés, antidepresivo y revitalizante. Este aminoácido es utilizado por el cerebro para producir catecolaminas (dopamina, norepinefrina y epinefrina). Éstas, son hormonas utilizadas por el cerebro para producir energía, a fin de responder a situaciones de estrés y mantener un buen nivel de excitación emocional y física.

Este aminoácido aumenta la sensación de bienestar, ya que es un componente de las encefalinas, de efecto similar al de las endorfinas. La tirosina también es utilizada por el cuerpo para producir hormonas tiroideas, las cuales tienen un efecto estimulante. Cuando caen los niveles de este aminoácido, sufrimos de apatía y falta de motivación.

Por otro lado, si las proteínas consiguen alertarnos y proporcionan energía, la relajación viene de la mano de los hidratos de carbono (pan, pasta, harinas). Estos alimentos inducen la liberación de la insulina, que elimina de la sangre casi todos los aminoácidos, excepto el triptófano. El triptófano es utilizado por el cuerpo para ayudar a producir la niacina y la serotonina. A su vez, la serotonina se sabe que produce un sueño saludable y un estado de ánimo estable.

Richard Wurtman, neuroendocrinólogo del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT), expuso que el triptófano es la materia prima que usa el cerebro para la producción de serotonina, el neurotransmisor del bienestar, que además de reducir el dolor y el apetito, ayuda a conciliar el sueño. Cuando se combinan los carbohidratos y las proteínas, este efecto calmante se anula.

Así que ya sabes, si lo que deseas es alertarte, ingiere alimentos con proteína como carne y huevo. Si deseas ayudarte a conciliar el sueño, los carbohidratos serán la elección. De estos, prefiere los carbohidratos complejos, como el arroz, pan integral y avena, entre otros.