Seleccionar página

El Fuerte de San Miguel es una fortificación construida en la ciudad de San Francisco de Campeche, y por sus dimensiones y su historia, es uno de los edificios más representativos de la ciudad. Integra junto con el fuerte de San José El Alto y la muralla, el conjunto de edificios fortificados construidos entre los siglos XVII y XVIII para la defensa de la ciudad contra un posible ataque de los piratas.

fuerte-sanmiguel2

Del conjunto de fortificaciones esta es la más vistosa e imponente por su tamaño y disposición. A cargo del ingeniero Juan de León, la obra se inició en 1771 y se concluyó en 1801.

Su emplazamiento también era estratégico, pues servía como apoyo a las baterías de mar llamadas San Luis y San Fernando, ubicadas cerca de la playa.

El edificio es de planta cuadrangular rodeado de un foso en donde se aprecian dos puentes: el durmiente, construido de mampostería; y el levadizo, de madera. Del lado de tierra presenta dos pequeños baluartes custodiando la puerta. El cuerpo de guardia, el oficial de dicho cuerpo, los alojamientos para la tropa, los almacenes de víveres, el de pertrechos y la cocina ocupaban los cuartos que rodean al patio central con aljibe.

Sobresale su pasillo de acceso en forma ondulada, sistema defensivo que evitaba la entrada franca del enemigo así como de los proyectiles. Su entrada está hecha de cantería y es de forma rectangular, rematada por un triángulo.

En la parte superior tiene explanadas y parapetos, así como tres garitas que servían de albergue a los vigías, dos por el lado de tierra y uno por el lado de mar.

En el siglo XX, de 1925 a finales de los 50s, el edificio fue utilizado como unidad habitacional de las familias del ejército federal, después quedó en el abandono durante más de 10 años. En 1963 se rehabilitó el edificio para instalar el Museo de Armas y Marinería, pero para 1978 su colección fue sustituida dando paso a la inauguración del Museo de Arqueología Maya.

fuerte-snmiguel3

En 1999 se lleva a cabo una intervención del inmueble, de su mobiliario museográfico y se enriqueció su colección con piezas procedentes de las diversas zonas arqueológicas del estado.

Actualmente alberga el Museo Arqueológico de Campeche, que exhibe, en diez salas, algunas de las piezas más importantes encontradas en las zonas arqueológicas del estado, como las máscaras de jade y las piezas de cerámica. También se puede apreciar la estela número 9 procedente de Calakmul, con registros epigráficos de fechas, nombres e imágenes de uno de sus gobernantes y esposas.

En la parte superior se tiene una vista panorámica del mar y la ciudad de Campeche, y también se pueden observar unos veinte cañones antiguos colocados entre las almenas del edificio, lo que da una idea de cómo debió ser el ambiente del lugar.