Seleccionar página

Roy Fox Lichtenstein fue uno de los máximos exponentes del pop art americano. Desde sus facetas de pintor, escultor y artista gráfico, en sus obras representó temas de la vida cotidiana y la sociedad de consumo. 

roy-lichtenstein-4

Nacido en Nueva York el 27 de octubre de 1923, la mayor parte de su trabajo se concentró en la crítica del mundo contemporáneo, a través de pintadas con colores primarios.

Durante su juventud, Lichtenstein desarrolló un gran interés por el dibujo y pasó mucho tiempo dibujando y construyendo maquetas de aviones. Entre sus programas de radio favoritos de aquellos años están Flash Gordon y Mandrake el mago, en los cuales encontraría parte de sus inspiración de años posteriores.

Tras haber experimentado con el expresionismo abstracto y más tarde con el cubismo y el constructivismo, en 1961 comenzó a realizar las obras que acabarían por definir su producción artística: la pintura pop, inspirada en la nueva sociedad de Estados Unidos.

roy-lichtenstein-1

Su serie más famosa apareció por esos años, cuando presentó varias piezas que partían de imágenes tomadas del mundo del cómic, presentadas en formatos grandes con una trama tipográfica de puntos, sobre fondo blanco. Su intención era despojarlas de toda intencionalidad y reducirlas a meros elementos decorativos, a lo que contribuía la restricción de colores, reducidos a amarillo, rojo y azul, perfilados por gruesas líneas negras.

Sus últimas obras, entre las que están las reproducciones de personajes muy populares de la novela rosa, paisajes estilizados y copias de postales de templos clásicos, muestran la influencia de artistas como Henri Matisse y Pablo Picasso.

Durante la década de los setenta, experimentó con nuevos colores y texturas en sus cuadros, y sus esculturas a gran escala y pintadas de lámparas iluminadas, cántaros encima de mesas y humeantes tazas de café incorporaron el bronce a su repertorio de materiales.

roy-lichtenstein-3

En los ochenta, Lichtenstein reinstaló su estudio en Manhattan y se centró entonces en las líneas del estilo abstracto. En su indagación del expresionismo abstracto yuxtapuso pinceladas desestructuradas junto a réplicas firmadas de sus pinceladas.

Autor prolífico, durante sus últimos años alcanzó mayor repercusión y estuvo presente en varios museos de todo el mundo, como el Thyssen-Bornemisza y en el Reina Sofía; donde una gran escultura suya preside el patio interior de la ampliación diseñada por Jean Nouvel.