Seleccionar página

Uno de los grandes en las novelas de terror es Stephen King, quien con sus escalofriantes historias, ha llegado hasta la pantalla grande, y sin duda, Pennywise, mejor conocido como Eso, es uno de sus personajes más famosos.

payasos-tenebrosos-4

Este payaso terrorífico se convierte en la peor pesadilla de un grupo de pequeños, tal como lo apreciamos en el filme que arruinó la infancia de muchos niños durante los años noventa, pero que ha generado cierto culto en algunos espectadores y coulrofobia (miedo irracional a los payasos) en otros.

Una nueva versión de “Eso” llegará al cine en la primavera de 2017, pero hay quienes guardan tanta afición a esta cinta que desde hace unas semanas, decenas de localidades en Canadá y Estados Unidos han experimentado ataques, reales o imaginarios, de individuos disfrazados de payasos diabólicos, una moda que algunos temen está alcanzado proporciones epidémicas.

Este extraño y perturbador fenómeno comenzó en Georgia y Carolina del Sur, donde varios niños reportaron que personas vestidas de payaso les ofrecían dulces o dinero a cambio de que se fueran con ellos al interior del bosque.

payasos-tenebrosos-1

Desde hace semanas, relatos como estos se reproducen de forma casi diaria en Estados Unidos y Canadá, al punto que están causando histeria colectiva.

En varias universidades de Estados Unidos, centenares de estudiantes se han lanzado a las calles a la caza de payasos diabólicos que supuestamente merodean en los campus, mientras que en Canadá, un grupo denominado “Clowns in the 6” (“Payasos en el 6”) amenazaron a través de Twitter, Instagram y Snapchat a varios colegios de la ciudad, lo que obligó a la policía a aumentar el número de patrullas en torno a los centros educativos identificados.

Ante esta ola de rumores, autoridades han comenzado a investigar y advertir a la comunidad no dejarse engañar por publicaciones y fotos alteradas que circulan por las redes sociales en relación con estos personajes, ya que no se sabe si se trata de una broma que se ha extendido por todo el país o realmente están ante una amenaza.

payasos-tenebrosos-3

Nadie sabe a ciencia cierta qué detonó la psicosis por los payasos en las redes sociales, pero muchos sostienen que la publicidad sobre la nueva adaptación de Eso y la cercanía con la Noche de Brujas, podría estar alimentando este fenómeno.

Hace un par de días, en Ohio, un par de jóvenes que trotaban en un parque local confrontaron a un sujeto disfrazado de payaso que portaba un cuchillo. El video del hecho fue publicado en Facebook y se hizo viral; sin embargo, debido a la situación tan extrema de estos avistamientos, los jóvenes tuvieron que desmentir la situación, indicando que todo había sido planeado y que era una broma.

Otro caso se dio en la Universidad Estatal de Texas, donde se envió una alerta a todos los estudiantes después de que una joven denunciara que una persona disfrazada intentó inmovilizarla en la zona habitacional del complejo estudiantil.

El terror llegó a la ciudad de Nueva York, donde la policía reportó un incidente con un payaso, aunque no se dio en un bosque, sino en un tren del metro.

De acuerdo a los reportes de la policía, el payaso estaba en un vagón de la estación 96th Street, cerca de la avenida Lexington. Ahí, alrededor de las cuatro de la tarde, un hombre disfrazado bloqueó una de las salidas del vagón, impidiendo la salida de los tripulantes, quienes se mostraron desconcertados y asustados.

Tan solo momentos después, un adolescente empujó al payaso para que lo dejara salir, por lo que el hombre comenzó a perseguir al joven por el andén.

payasos-tenebrosos-2

Pero este fenómeno ya alcanzó a nuestro país; vecinos de diversas colonias al sur de Monterrey se apoyaron de las diversas redes sociales para alertar sobre la presencia de una banda de ladrones disfrazados de payasos, los cuales fueron señalados por cometer delitos utilizando violencia excesiva y atuendos más que aterradores.

Pese a que las autoridades regiomontanas no se han manifestado al respecto, este caso aviva la creciente tendencia entre los delincuentes por utilizar disfraces para cometer sus fechorías, inspirados en la moda que afecta a Estados Unidos.