Seleccionar página

La Sala Superior del Tribunal Electoral federal confirmó la decisión del Consejo General del INE de no retirar el registro al Partido Verde, dado que las irregularidades en que incurrió fueron sancionadas oportunamente y calificadas como de gravedad ordinaria y no especial ni sistemática.

pvem

Ordenó al Instituto Nacional Electoral (INE) que integre un registro sistematizado de sanciones de esa fuerza política como medida preventiva que sirva como elemento de análisis contextual en caso de que en los próximos procesos electorales federales se le imputen nuevamente conductas similares.

El 15 de agosto de 2015, el Consejo General del INE consideró por siete votos a favor, que “no ha lugar” a la cancelación y/o pérdida del registro del Partido Verde Ecologista de México (PVEM) por presuntas irregularidades cometidas en el marco del proceso electoral federal del 7 de junio de ese año.

Lo anterior, ante la demanda que presentó un grupo de activistas encabezados por Sergio Aguayo, -respaldado por 160 mil firmas ciudadanas-, para retirar el registro a ese instituto político por violación recurrente y sistemática a la norma electoral.

En sesión pública, el magistrado Manuel González Oropeza consideró que sería excesivo cancelar el registro al PVEM, pues para actualizar ese supuesto, sería necesario que el partido hubiese socavado más de un principio constitucional o actuado de manera violenta para impedir la participación del electorado.

El magistrado Salvador Nava Gomar indicó que el actuar indebido de los partidos debe ser sancionado para que haya una conducta inhibitoria y como mecanismo de garantía de no repetición.

Destacó que el proyecto aprobado por el pleno “brinda este terreno”, esto es, si bien las más de 18 multas impuestas al PVEM rebasaron los 500 millones de pesos, lo cierto es que fueron consideradas en su mayoría de gravedad ordinaria.

Además, el instituto político no incurrió en la violencia ni alteró el orden. Además, las sanciones impuestas por las autoridades electorales fueron conocidas por la ciudadana y generaron un debate.

La magistrada María del Carmen Alanis Figueroa comentó que con la resolución del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) “no estamos diciendo que el PVEM no violó la legislación o la Constitución, eso es cosa juzgada (…) pero no incidió ni afectó el proceso electoral (de 2015) cuyas violaciones fueron denunciadas”.

Finalmente el magistrado presidente Constancio Carrasco, destacó que el PVEM fue sancionado entre otros por la adquisición indebida de tiempo de radio y televisión y en las salas cinematográficas con los llamados Cineminutos.

Resaltó que todos los asuntos fueron resueltos de forma oportuna, lo que evitó que se transgredieran los valores electorales de la jornada comicial, además de que se impuso sanciones económicas que incluso, afectaron las prerrogativas que por ley le correspondían a ese instituto.

Entre otras irregularidades a la ley por las que fue sancionado el PVEM está el slogan del “Verde sí cumple”, no por contenido, sino por la forma y los momentos en que difundieron la frase, dado que coincidía con la campaña electoral que realizaba el Verde en ese momento.

Además, por propaganda fija, así como en radio y televisión, publicidad en revistas, entrega gratuita de lentes graduados, de boletos para el cine y distribución de tarjetas Premia Platino.

(ntx)