Seleccionar página

Janis Joplin fue un espíritu rebelde que pasó a la historia como la primera mujer en ser considerada una gran estrella del rock and roll, así como un icono femenino del movimiento hippie de los sesenta.

janis-joplin-2

De niña, sus padres decían que era una niña “infeliz e insatisfecha”. Tras conocer discos de artistas de blues afroamericanos gracias a un grupo de jóvenes marginados, decidió empezar a cantar en un coro y a los 16 años lo tuvo claro: quería ser cantante.

Atraída por el nuevo estilo de vida que trajo la recién iniciada revolución hippie, se estableció en 1963 en San Francisco y comenzó también una relación más que peligrosa con las drogas y el alcohol que no mejoró tras una infructuosa relación amorosa.

Su travesía por la música pasó por unirse a la banda Big Brother and the Holding Company, con la que grabó su primer disco. A Joplin le encantaban los festivales al aire libre y compartir escenario con otros grupos musicales, pero ella eclipsaba al resto del grupo.

Con una voz capaz de pasar de la ternura a la furia en un segundo, Joplin alcanzó el clímax de la fama, pero se volvió adicta al escenario, al calor del público. Después de cada actuación, tras el éxtasis del directo, se venía abajo, y ahí entraban las drogas que fueron apagando poco a poco su vitalidad.

Su primer disco consiguió ser disco de oro en tan solo tres días y al poco tiempo continuó con una nueva banda: Kozmic Blues Band. Salió a la venta su segundo disco, época en la que acabó enganchándose a la heroína sumado a su clara dependencia al alcohol. Pese a todo, Joplin se había convertido en un símbolo de la rebeldía femenina.

El 16 de agosto de 1969 marcaría un hito con la aclamada actuación en el festival de Woodstock, donde realizó hasta dos repeticiones de las ya famosas Ball And Chain y Piece of My Heart.

Como las drogas y el alcohol estaban destrozando su organismo, decidió darse un descanso e intentar desintoxicarse de la heroína. Lo consiguió, aunque no pudo soltarse del abrazo del alcohol. Le sirvió para volver a una nueva banda, Full Tilt Boogie Band; sin embargo, el 4 de octubre de 1970, tras un buen día en el estudio de grabación, Janis ya nunca volvió.

El informe del forense expuso que murió por sobredosis de heroína, algo que sorprendió a todo su entorno. Al día de hoy, las circunstancias de su muerte resultan confusas y se barajan varias hipótesis. La de más peso, que consumió heroína con una concentración más alta a la normal, provocándole la sobredosis.

Janis Joplin ingresó en 1995 ingresó en el Salón de la Fama del Rock y aunque un poco tardía, la “Bruja Cósmica” cuenta desde 2013 con una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood.