Seleccionar página

San Francisco de Campeche es ciudad Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1999, en gran parte gracias a las edificaciones históricas a salvo de los ataques de los piratas.

fuertes campeche 1

Fue entre 1686 y 1704 cuando se edificaron baluartes, troneras, puertas de acceso y murallas para proteger a sus habitantes, los cuales, hoy en día nos esperan con sus puertas abiertas para disfrutar de museos y galerías que nos hablan de esta parte desconocida de la historia de México.

Al igual que otras poblaciones caribeñas, Campeche fue atacada sistemáticamente por varios piratas, destacándose Laurent Graff o “Lorencillo”, de quien se dice se llevó hasta las puertas y ventanas de las casas en 1685.  Pero también las naves de los corsarios Francis Drake, John Hawkins, Kornelius Jols “Pie de Palo”, Diego “El Mulato”, Jacobo Jackson, Henry Morgan, Bartolomé “El Portugués”, Lewis Scott y Rock Brasiliano, dejaron su nombre escrito con sangre en las memorias de este lugar.

Durante 160 años las luchas fueron constantes, hasta que en 1686 se comenzó la construcción de la ciudad amurallada y fortificada de Campeche. Esta defensa se concluyó alrededor de 1704, aunque los ataques de los corsarios para entonces habían casi desaparecido.

fuertes campeche 5

Para frenar estos ataques se decidió construir una impresionante muralla de 2.5 kilómetros de largo, ocho metros de alto y 2.50 de ancho alrededor de la población, que fue terminada hacia 1704. Este gran muro contaba con cuatro accesos, de los cuales sólo quedan dos: las puertas de mar y de tierra.

La Puerta de Tierra era la entrada principal y aún sigue siendo uno de los símbolos de la capital. Construida en 1732, conserva su imponente esplendor; están íntegras sus almenas, casamatas y almacenes, así como su defensa, formada por una muralla en forma de triángulo con un foso de cuatro metros de ancho y tres de profundidad.

El baluarte de San Juan era el principal bastión para la defensa de la Puerta de Tierra y en él podemos contemplar una ambientación del siglo XVII, que incluye la cocina, la armería, un almacén con calabazo y la habitación del capitán.

fuertes campeche 4

El de Santa Rosa era ocupado por las tropas militares encargadas de la defensa de la Puerta de San Román, hoy destruida. Su plaza de armas tiene forma pentagonal y se encuentra rodeada por una rampa de tres metros que la comunica con el terraplén superior.

San Carlos es uno de los tres baluartes que se encuentran del lado de la costa y estaba destinado principalmente a la salvaguarda de la Puerta de Mar. En la actualidad acoge el Museo de la Ciudad y exhibe fotografías y maquetas relativas al desarrollo histórico de Campeche.

El de Nuestra Señora de la Soledad es el de mayor tamaño entre los que formaban parte de la muralla y fue concebido como el principal apoyo de la Puerta de Mar, mientras que el baluarte de Santiago, también con vista al mar, fue el último en construirse.

fuertes campeche 3

Al concluir la piratería, el baluarte de San Pedro fue utilizado como prisión de paso para los reos que serían juzgados por el tribunal de la Santa Inquisición en España. En su entrada, sobre el vano de la puerta, puede verse el escudo de armas del Vaticano: la tiara papal y las dos llaves cruzadas.

Los fuertes de San Miguel y San José el Alto custodiaban Campeche desde dos cerros cercanos a la población; los vigilantes estaban encargados de avisar si el ataque pirata comenzaba. En la actualidad, el fuerte de San Miguel alberga al museo de la cultura maya y exhibe numerosas piezas arqueológicas, entre las que sobresale la fabulosa Máscara de Jade de Calakmul.

El fuerte de San José es de menor tamaño que el de San Miguel. Tiene sus mismas características arquitectónicas y, al igual que este último, una posición privilegiada en lo alto de una colina, desde donde se contempla una magnífica vista de la ciudad y del mar.