Seleccionar página

Umberto Eco es uno de los intelectuales más importantes de Italia, pero también del mundo entero, ya que sus significativos aportes en materia de semiótica trascendieron las fronteras de su patria y calaron hondo en otras partes del mundo, que comenzaron también a interesarse por las propuestas de este intelectual que lleva años de interpretación y producción de sentidos en diferentes temas.

umberto eco 1

Oriundo de Alessandria, una ciudad que pertenece a la región de Piamonte en el norte de Italia y en la cual nació el 5 de enero de 1932, Eco recibió una educación inicial de acuerdo a los preceptos salesianos, para posteriormente doctorarse en la carrera de Filosofía y Letras por la Universidad de Turín en 1954.

Desde ese momento, Eco comenzó a desarrollar una activa y prolífica carrera como docente en diversas universidades de su país como la de Milán, Turín, Florencia, entre otras; y para 1966 empezó a impartir clases sobre comunicación visual, tiempo en el cual desarrollaría profundos estudios y avances en materia de semiótica.

Por otra parte, además de su actividad como educador e investigador de la semiótica, Eco vino desplegando desde la década de los ochenta una activa carrera literaria, de la cual se destaca especialmente la obra “El Nombre de la Rosa”, en cuyas páginas se combinan a la perfección todos los temas teóricos de la obra de Eco, con una adecuada reconstrucción histórica como escenario de una imaginativa trama y de un sólido arte narrativo.

Se trata de un denso relato que transcurre en una abadía medieval italiana y donde, con una estructura similar a la de las novelas policiacas, el protagonista, un fraile inglés llamado Guillermo de Baskerville, indaga una serie de asesinatos y llega a descubrir al autor y a los inductores de todos ellos.

umberto eco 3

Este primer trabajo narrativo de Eco logró una impresionante repercusión que se tradujo en ventas fenomenales en todo el mundo y también la adaptación de la historia al cine por parte del cineasta francés Jean-Jacques Annaud.

Su larga trayectoria y aporte a la cultura ha sido distinguida en varias oportunidades a través de diversos premios y reconocimientos como doctorados Honoris Causa de diversas universidades del mundo, el Premio Príncipe de Asturias en Comunicación y Humanidades, Caballero de la Legión de Honor francesa, entre otros.

Para comienzos del siglo XXI, Eco se concentró en un importante proyecto con la fundación de la Escuela Superior de Estudios Humanísticos en la ciudad de Bolonia. Esta institución está destinada excluyentemente a graduados de notable nivel académico. Otro proyecto que lleva su compromiso y sello es la Asociación Internacional de Semiótica, de la cual es secretario.