Seleccionar página

Iniciar un negocio es como treparse a una montaña rusa de emociones, con las subidas más altas y las caídas más bajas, mientras te preguntas si el paseo realmente se convertirá en algo exitoso. 

emprendedor vs negocio 3

Cualquiera puede iniciar un negocio, pero es infinitamente más difícil crecerlo y mantenerlo. Cuando una empresa se enfrenta a retos y tiempos difíciles, son la pasión y el compromiso del emprendedor los que al final conseguirán mantener el negocio a flote.

Para los aspirantes a emprendedor, explorar nuevas formas de creatividad para encontrar su pasión es probablemente la ruta más rápida para incrementar sus oportunidades de lanzar un negocio exitoso, pero si aún no sabes cuál es tu pasión, puedes hacer los siguientes ejercicios que te ayudarán a develarla:

Ejercicio 1: Revisita tu infancia. ¿Qué te gustaba hacer?

Es increíble lo desconectados que nos hacemos de las cosas que nos traían mayor alegría, para favorecer lo que es práctico. La sugerencia aquí es hacer una lista de las cosas que recuerdas que disfrutabas cuando eras niño. Al final, pregúntate si disfrutarías esa actividad en la actualidad.

organizacion negocio 4

Ejercicio 2: Haz un “pizarrón de creatividad”

Empieza por tomar un pizarrón, poner las palabras “Negocio Nuevo” en el centro y crear un collage de imágenes, frases, artículos, poemas y otras inspiraciones. La idea detrás de esto es que cuando te rodees de imágenes de tu intención de lo que quieres ser o de lo que quieres crear, tu pasión crezca. Conforme tu pizarrón evolucione y esté más enfocado, empezarás a reconocer lo que falta e imaginarás formas de rellenar los espacios en blanco con tu visión.

Ejercicio 3: Haz una lista de las personas que están donde quieres estar

Estudia a las personas que han sido exitosas en el área que quieres seguir. Estúdialas, identifica cómo han logrado mantenerse exitosas en los momentos difíciles y establece estructuras para seguir sus ejemplos.

Ejercicio 4: Empieza a hacer lo que amas, incluso sin un plan de negocios

Muchas personas esperan hasta tener escrito un extenso plan de negocios y asegurado un inversionista y luego sus ideas nunca ven la luz. Haz lo que disfrutas, aunque aún no hayas definido cómo monetizarlo. Prueba cómo sería trabajar en un área que te apasione, construye tu red de negocios y pide retroalimentación que te ayude a desarrollar y refinar tu plan de negocios. Es una forma de no sólo mostrar el valor que traerás, sino que también puede conseguirte testimoniales que ayuden a lanzar tu negocio.

vacaciones empleados 2

Ejercicio 5: Tómate un descanso del pensamiento empresarial

Aunque pueda hacerte sentir incómodo el alejarte del modo “negocio”, a veces la mente necesita un descanso de este tipo de pensamiento. Quizá pueda ayudarte el escribir, pintar, correr o hasta la jardinería. Después de tomarte una vacación mental y dedicarte a algo que te apasiona, regresa a un diario y escribe las ideas para tu negocio que surjan de ello.