Seleccionar página

Mito sexual, feminista, activista política, reina de los aerobics, Jane Fonda tiene muchos registros.

jane fonda 2

Hablar de su belleza es hablar de fantasía, originalidad y energía femenina. Tal vez su look sea siempre ligado al de su personaje de “Barbarella”; a medio camino entre la heroína erótica intergaláctica y la babydoll sesentera.

Con su melena cardada, su piel de terciopelo, su sonrisa dulce y sus pestañas de muñeca. Una imagen de eterna perfección que ha sobrevivido al paso del tiempo y a las modas efímeras durante más de cuarenta años y que, al día de hoy, sigue inspirando a mujeres en todo el mundo.

Lady Jane Symour Fonda nació un 21 de diciembre de 1937, en Nueva York, Estados Unidos. Su madre, Frances Seymour Brokaw, y su padre, el famoso actor Henry Fonda, provenían de familias aristocráticas.

jane fonda 4

Con éste último, la relación fue muy conflictiva por varios años, pues sentía que su padre no le daba el afecto que necesitaba. Quizá desde pequeña buscaba congratularse con él y hacía actividades que lo hacían feliz.

Jane estudió pintura en París y se formó como actriz en Estados Unidos, en el Actor’s Studio, de la mano de Marlon Brando y Paul Newman. Ahí comienza a dar sus primeros pasos como modelo para ganar su primer dinero y pronto fue tapa de “Vogue” y otras revistas.

A los 23 años protagonizó la película “Me casaré conmigo” y cuatro años más tarde realiza “Los Felinos” con Alain Delon, en Francia. A partir de ese momento no paró y fue la estrella de las películas clásicas de los sesenta incluyendo “Gata Negra” y “Barbarella”, uno de sus personajes más memorables.

Consagrada por el público como una figura sexy, vinieron varios episodios trágicos por los cuales ella decidió viajar a la India en busca de paz y al regresar a Estados Unidos, comenzó con su activismo político en contra de la guerra de Vietnam.

Su carrera artística le dio grandes gratificaciones. Tuvo una primera nominación a los Oscar por “Danzad, danzad malditos” y finalmente lo obtuvo por “Klute”, donde encarna a una prostituta, y por “El regreso”, que trata de una tragedia de veteranos en Vietnam.

Con casi 50 años, en la década de los ochenta, se reconcilia con su padre, y juntos hacen la película “En el estanque dorado”, que retrata la relación entre un padre y una hija que no logran entenderse. Y como si estuviera preparado el destino, en el dialogo de este film, por primera vez se dicen “te quiero”.

A finales de los ochenta, cuando recién había superado la bulimia, de la que fue víctima por más de veinte años dependiendo de diuréticos y anfetaminas para no comer y no engordar, y recobrando su estado físico protagonizó “Gringo viejo” y “Cartas a Iris”, que fue su último trabajo en el cine con Robert de Niro.

jane fonda 3

Ya en los noventa, se dedicó al negocio de los gimnasios y videos para mantener la forma, con el que logra ganar mucho dinero, además cambió su estética, a través de cirugías en los párpados y pechos.

Con el nuevo milenio y 14 años después de alejarse de las cámaras, Jane Fonda anunció que volvería a actuar en la película “Si te casas… te mato”, una comedia en la cual ella representa a la suegra anticipada de Jennifer López.

Un poco sex-symbol, otras veces activista pacifista, actriz notable, y hasta la reina de la salud y de la actitud, sin olvidar su papel de ser esposa siempre, así han sido los diferentes roles de Jane Fonda, que durante muchos años también ha sido partidaria de las causas feministas, pero del mismo modo es uno de los primeros íconos estadounidenses viviente que en la actualidad, con casi 80 años de edad, mantiene una figura esbelta y una belleza inigualable.