Seleccionar página

En el mundo del fitness y la actividad deportiva existen varias modalidades y muchas más disciplinas de las que pensamos. Una de ellas que apenas conocemos es la calistenia, una modalidad que debemos tener en cuenta para mejorar nuestro estado físico de forma diferente.  

calistenia 5

A pesar de tener un nombre tan complicado, la calistenia es una actividad más sencilla de lo que parece. Se trata de una serie de ejercicios encaminados a mejorar diferentes aspectos del cuerpo, y para ello realizaremos movimientos y ejercicios con los que queremos obtener una mejor definición y tono muscular, a la vez que trabajamos el equilibrio y mejorar la postura.

Antes que nada es necesario tener presente que el ejercicio lo podemos llevar a cabo en cualquier lugar. En este caso, lo único que vamos a necesitar es nuestro cuerpo, dejando de lado mancuernas y aparatos de entrenamiento. Sirviéndonos de nuestro propio peso realizaremos toda una rutina completa, pero para ello es necesario tener un conocimiento completo de los diferentes ejercicios y rutinas y de las partes del cuerpo que vamos a trabajar con cada uno de ellos.

En primer lugar nos vamos a centrar en los resultados, ya que la calistenia no busca un desarrollo elevado de la masa muscular, sino más bien una tonificación y un trabajo completos de cada una de las partes del cuerpo. Para ello la realización de los diferentes ejercicios será lenta, ejecutando bien cada serie y cada movimiento y sin forzarnos, es decir, realizaremos las repeticiones que seamos capaces de hacer.

calistenia 6

Al realizar los diferentes ejercicios con nuestro cuerpo conseguiremos un mayor control del mismo y un mejor conocimiento de nuestras posibilidades. Esta práctica y control hace que mejoremos la armonía de nuestro cuerpo consiguiendo que disminuyamos los riesgos de padecer lesiones a la hora de hacer ejercicio.

A la hora de analizar la calistenia no podemos decir que es una mejor manera de entrenar que el gimnasio tradicional, ya que simplemente es diferente, pues el medio y la manera de ejecutar los ejercicios no tiene nada que ver con lo más convencional. Por ello que se considere una forma alternativa y diferente de entrenar que nos ayude a variar las rutinas e incidir mucho más en los músculos, pues las variaciones hacen que se noten mucho más los resultados.

Por último, no hay que olvidar que este modo de entrenar es una buena válvula de escape, sobre todo a nivel mental, ya que al practicarse al aire libre puede resultar mucho más ameno que permanecer encerrados en un gimnasio. Esto para muchos es una verdadera ventaja que nos ayudará a acudir a practicarlo con otra predisposición, dejando de lado la pereza que a veces nos nace al tener que acudir a entrenar a un sitio cerrado.