Seleccionar página

Algunas veces los hombres no prestan atención a las cosas de ellos que no les gustan a sus parejas, lo que puede ocasionar graves problemas en su relación. Si tu pareja repentinamente se pone seria o distante, seguro que has cometido algún error. Para evitarlo, hoy te traemos las 10 cosas que las mujeres odian de los hombres. ¡Toma nota!

matrimonio pelea

1.- Que no seas detallista.- A ninguna mujer le gusta un hombre tacaño, al contrario, amamos los detalles, un regalito no cae mal de vez en cuando, no solo cuando es su cumpleaños o Navidad.

2.- Que olviden datos importantes.- Si hay algo que nosotras odiamos es que los hombres tengan mala memoria. Las fechas para una relación son primordiales. El día de su aniversario, su cumpleaños, su primer beso, por ejemplo.

3.- Cuando no existe interés suficiente.- Una llamada, un mensaje por WhatsApp, un inbox por Facebook, una señal de humo como mínimo para saber que sigues vivo por lo menos una vez al día; si no lo haces, las mujeres tienden a pensar que no te importa la relación.

4.- “Las amiguitas”.- Están rotundamente prohibidas.

5.- Que vayan a algún lugar juntos y que en lugar de platicar entre ustedes te la pases pegado al celular.

6.- Que te desquites con ella.- Cuando estamos molestos o tenemos un mal día, muchas veces no buscamos quién nos la hizo sino quién nos la pague. ¡Evítalo! Tu pareja no es terapeuta para que des rienda suelta a tus frustraciones, si no te sientes de humor es mejor explicarle los motivos y dejar la cita para otro día.

7.- Que no les guste pedir ayuda o indicaciones.- A los hombres les encanta sentirse los “machos alfa”, “el todo lo puedo”, pero si te pierdes, evita mandarla a ella a preguntar dónde queda el lugar que buscan.

8.- Que no se ofrezca a ayudar en la casa.- A qué mujer no le encantaría escuchar la frase: “Amor hoy me toca lavar los platos”. Tristemente, es difícil que eso ocurra.

9.- Que no expreses tu sentir.- Si eres de los que para terminar la pelea solo dices: “Ya, vamos a dejarlo ahí” y buscas la reconciliación sin hablar de cómo ocurrió el problema, grave error. A las mujeres les gusta indagar de dónde partió todo en primera instancia, para realmente resolverlo desde la raíz y que no vuelva a ocurrir.

10.- La comezón en la “entrepierna”.- No es para nada agradable observar a un hombre rascarse sus partes todo el día; lo peor es que no les importe dónde o con quién se encuentran y te apenen frente a tus amigos, tus papás, o tus compañeros de trabajo.