Seleccionar página

La piel grasa se reconoce con facilidad ya que tiende a tener barritos o acné y es muy común entre los jóvenes y adolescentes debido a los cambios hormonales.

avena en la piel

Los barritos o el acné aparecen debido a que las glándulas sebáceas producen demasiada grasa, lo que puede derivarse de una condición hereditaria y/o una mala alimentación.

No hay necesidad de comprar productos costosos para eliminar el exceso de grasa en nuestra piel, despídete de la piel grasosa usando estos remedios caseros que te harán lucir un rostro limpio, sano y hermoso. ¡Toma nota!

Cáscara de frutas

Necesitas: cáscara de papaya, pulpa de mango y 2 cucharaditas de miel de abeja. Coloca todos los ingredientes en la licuadora y licúa hasta que quede un tipo de crema compacta. Aplica sobre el rostro durante 15 minutos y retira con agua fresca. Su aplicación es una vez por semana.

Áloe Vera

Aplica gel de áloe vera en el rostro para absorber el exceso de aceite y limpiar los poros. Hazlo dos o tres veces al día, sobre todo luego de lavar el rostro. Si quieres tener un efecto más refrescante, coloca el gel en el refrigerador.

Maicena

La maicena es un remedio natural ideal para eliminar el exceso de grasa en el rostro. Mezcla entre una y tres cucharadas de maicena con agua tibia, suficiente para formar una pasta. Aplica frotando el rostro y deja secar. Luego enjuaga con agua tibia. Puedes realizarlo una vez al día.

Avena

Mezclar 3 cucharadas de harina de avena con agua tibia hasta formar una pasta. Aplica sobre el cutis y una vez seca, retira con agua fría. Verás los cambios inmediatos y tu piel lucirá impecable.

Frutas cítricas

Mezcla jugo de limón y agua en iguales cantidades, aplica en el rostro y deja secar. Enjuaga primero con agua tibia y luego con agua fría para una sensación más refrescante. También puedes mezclar ½ cucharada de jugo de lima con la misma cantidad de jugo de pepino para aplicar unos minutos antes de bañarte. Úsalo únicamente de noche antes de dormirte ya que el sol más el cítrico usado por la tarde solo quemará tu cara.

Yema de huevo

Una mascarilla de yema de huevo ayuda a secar la piel y reducir los aceites. Puedes aplicar la yema de huevo con un hisopo en las zonas grasas específicas. Deja que actúe por 15 minutos y luego enjuaga.